Según fuentes de noticias de Premier Marbella, un estudio de la UMA encargado por el Ayuntamiento sitúa a la ciudad sólo por detrás de Nueva York, Londres y Barcelona. Destaca que las viviendas turisticas de Marbella, las cuartas más caras del mundo. La oferta de viviendas turisticas de Marbella es la más numerosa de la provincia de Málaga con precios situados entre los cuatro más altos del planeta, pero su irrupción en la industria turística no ha contribuido todavía a reducir la estacionalidad.

Esas son algunas de las conclusiones a las que llega un informe elaborado por la Universidad de Málaga (UMA) por encargo del Ayuntamiento. El estudio tiene como objetivo conocer las repercusiones de este fenómeno relativamente nuevo en la ciudad y estudiar posibles medidas por parte de la administración local que eviten repercusiones negativas tanto en la oferta turística como en la convivencia ciudadana.

El ‘Estudio del impacto de las viviendas con fines turísticos en Marbella’ señala que el llamado ‘turismo colaborativo’ es un fenómeno que tendrá continuidad y que representa un importante desafío para los responsables de la gestión y planificación turística de los destinos, que ante la ambigüedad o vacíos legales que existían en la materia se han visto obligados a regular una actividad ya que la ilegalidad y el intrusismo suponen un riesgo que pueden implicar una pérdida efectiva de competitividad. El informe destaca la necesidad de hacer compatibles los alojamientos turísticos de la ciudad con un modelo urbano sostenible y que a pesar de la magnitud y la relevancia adquiridas por las viviendas de alquiler turístico son aún escasos los estudios rigurosos al respecto, así como la información y datos disponibles.

La oferta de Marbella es la mayor de la provincia de Málaga, con 4.077 viviendas, 11.000 habitaciones y 23.452 plazas, lo que supone el 15 por ciento del total provincial por delante de Málaga capital, que cuenta con 19.000 plazas que suponen el 11 por ciento del total. De esta manera, Marbella se sitúa como el quinto municipio español con mayor oferta sólo por detrás de Barcelona, Madrid, Sevilla y Valencia.

La mayor parte de la oferta se sitúa en el distrito occidental de Nueva Andalucía, que incluye a Puerto Banús y donde abundan las urbanizaciones, villas y chalés, con 1.408 viviendas y 7.955 plazas. En segundo lugar aparece el sector oriental de Las Chapas, en el otro extremo del término municipal, con 1.012 viviendas y 5.915 plazas. La zona con menos oferta es la del centro urbano de Marbella, que incluye al Casco Antiguo, con 227 viviendas y 1.147 plazas.

Esta distribución de plazas, destaca el estudio, permite diferenciar la existencia de dos zonas, una con un gran volumen de camas en Nueva Andalucía (33,99%), sector oriental de Las Chapas (25,27%) y Marbella Oeste (17,72%), y otra que acumula una menor oferta, como el centro urbano (4,90%), sector occidental de Las Chapas (8,39%) y San Pedro Alcántara (8,66%). Las viviendas con menor capacidad de alojamiento se concentran en los núcleos urbanos y las de mayor tamaño, en urbanizaciones.

La evolución en la inscripción de viviendas con fines turísticos en Marbella ha sido espectacular en los últimos dos años, en los que se ha multiplicado por 40, situación que el informe explica en las características del destino, donde estas viviendas habían estado operando durante años sin estar sometidas a una regulación específica.

En 2017, un 48%, casi 3.000 viviendas, en Airbnb estuvieron disponibles para alquiler entre uno y tres meses; un 27%, más de 1.600, tuvieron una disponibilidad de entre cuatro y seis meses, y un 25% de las viviendas pudieron ser alquiladas durante más de seis meses. De estas cifras, subraya el trabajo de la UMA, se desprende que la oferta del alquiler vacacional en Marbella es muy estacional, en la medida en que casi la mitad de los alojamientos sólo está disponible entre uno y tres meses del año.

La estacionalidad tiene una repercusión directa en el precio. Según recoge el estudio, el precio medio diario de las viviendas con fines turísticos en Marbella se sitúa en 150 euros diarios por vivienda, lo que la sitúa como la cuarta ciudad del mundo con el precio más elevado por noche, sólo por detrás de Nueva York (159,03 euros), Londres (157,32) y Barcelona (155,61) y por delante de Los Ángeles (138,51).

Premier Marbella con más de 20 años de dedicación a la inmobiliaria Marbella, especialistas en villas y apartamentos en venta en Marbella y propiedades de lujo en la Milla de Oro de Marbella y otras zonas exclusivas de la Costa del Sol.